El espontáneo (re impresión)

espont_toro.jpgEsta es una historia que me contó mi papa cuando yo era estudiante de medicina y de la que todos los días me acuerdo mucho.  Aquí va.

Prepararse para ser torero no es nada fácil. Entran a la “escuela taurina” a los 12 años. Duran aproximadamente cuatro, “observando” al toro. Algunos viene de dinastías de toreros pero otros simplemente vienen como “maletillas” (de escasos recursos que a estado en corralejas, tientas y becerradas) teniendo que luchar muy duro para llegar al alcanzar reconocimiento y prestigio.

Una vez completa los cuatro años pasa entonces de aspirante a novillero. Torea novillos inicialmente sin caballos y según su desempeño pasa a novilladas con picadores.

Es importante tener un apoderado “patrocinador” que respalde sus salidas a los ruedos. Durante esta etapa no recibe remuneración y algunas veces le toca comprar los toros que va a “torear” y pagarle a la cuadrilla, picadores y banderilleros.

Así trascurren otro par de años mas, pero llega por fin el anhelado día de su alternativa y la obtención del grado de matador de toros.

En la alternativa un “torero” gradúa al novillero, entregándole la muleta y el estoque. Es una verdadera ceremonia, ademas que por primera vez se pone el traje de luces que es confeccionado con hilos de oro y lentejuelas y aproximadamente puede costar unos $15.000 dólares.

Si estuvo de buenas, han pasado unos 10 a 12 años. JODER!

Sin duda se necesita vocación. Solo después de 3 o 4 años de haber tomado la alternativa comienza a tener excedentes. Un torero reconocido hace entre cincuenta a cien corridas por lo menos cada temporada, si no le pasa nada obviamente.

Porque les cuento esto, porque de pronto durante una corrida brinca de la tribuna un “espontáneo” borracho generalmente con blue jeans y tennis rotos, se quita la ruana y le da tres “trapazos” al toro y muchos espectadores IGNORANTES salen diciendo que lo mejor de la corrida fue el “espontáneo”

Quiero hacer una analogía con los “espontáneos” que brincan al ruedo en una reunión, en un hospital, en una junta, coloquio, conferencia donde sea y sin ningún conocimiento dicen tres “trapazos” y los “ignorantes” espectadores dicen que esa es la solución a los problemas.

Señores, ver los toros desde la barrera es fácil. Para torear se necesita VOCACION pero sobre todo mucha PREPARACION.

…creencias y tradiciones


Originally uploaded by Lula Martinez

Seguramente ustedes han oído en las reuniones, “coloquios”, lluvia de ideas, corredores cosas como: (…) eso es cultural o hay que “cambiar esa cultura” etc., etc. Pues ayer estaba en un comité y brinca de la tribuna un espontáneo con frases como esas.

Lo que quiero decir hoy es que cuando oímos la palabra “cultura”, lo que aparece en nuestras mentes son las tradiciones. Tradiciones que se han vivido a través de las generaciones de una determinada raza, tribu o pueblo, llámese hoy empresa, organización, corporación.

Desde el punto de vista organizacional la cultura corresponde a los valores, creencias, comportamientos, costumbres y actitudes que tienen las personas que trabajan ahí. En términos prácticos la forma como se hacen las cosas y lo que se considera importante en una organización, como interactúan los empleados, que hacen y por supuesto que no hacen y que dejan de hacer (conceptos diferentes). Estas características se convierten en los rasgos que representan una empresa y le dan una identidad.

Pero cuales son esas fuentes de la cultura dentro de una empresa. Son varias, primero esta la influencia del fundador o los fundadores. Esta es casi un tatuaje. Pueden cambiar con el tiempo y se convierten en historias, símbolos que representan la organización.

Para no dar ejemplos locales Apple, tiene un lema “pensar diferente”, este sin duda obliga a sus empleados a ser innovadores para que puedan competir. El lema fomenta la creatividad, que está reflejada en sus productos.

Otra fuente podría ser el éxito empresarial y las experiencias buenas y malas. Estas dejan “cicatrices” en la organización, ya que nos dicen qué hicimos y qué no.

A veces el factor que influye en la cultura organizacional podría venir de afuera. Personas que con unos conocimientos y una experiencia le da una nueva dimensión a la organización. Si pueden claro esta. Las fusiones y las adquisiciones hoy en día son también un ejemplo de esto.

Y para terminar, dentro de las organizaciones encontramos también múltiples culturas. Personas que piensan y actúan de forma diferente con valores, creencias diferentes que aportan de la misma manera a la dinámica organizacional.

Antes de brincar a la tribuna a decir cosas que no son hay que identificar y comprender las fuentes de la cultura organizacional. Son muy importantes porque dan información al olimpo de como tomar decisiones cuando hay problemas. Conocer la cultura ayuda a evaluar los resultados de una forma mas aterrizada y permite re plantear cambios sin se necesitan.

La cultura representa los valores, las tradiciones, los hábitos y sobre todo simboliza la identidad de la organización y los métodos de trabajo. Esto es como el ADN, es INMODIFICABLE o para cambiarlo tomara siglos.

No se preocupe cuando alguien diga en un comite …lo que pasa es que aca las cosas siempre han sido asi!

…ole, ole TORERO!

espont_toro.jpg

Estamos en temporada de “toros” en nuestro país. No soy antitauromaquia, tampoco fanático, me gusta sobre todo los rejones. No voy a discutir si es bueno o malo.

Prepararse para ser torero no es nada fácil. Entran a la “escuela taurina” a los 12 años. Duran aproximadamente cuatro, “observando” al toro. Algunos viene de dinastías de toreros pero otros simplemente vienen como “maletillas” (de escasos recursos que a estado en corralejas, tientas y becerradas) teniendo que luchar muy duro para llegar al alcanzar reconocimiento y prestigio.

Una vez completa los cuatro años pasa entonces de aspirante a novillero. Torea novillos inicialmente sin caballos y según su desempeño pasa a novilladas con picadores.

Es importante tener un apoderado “patrocinador” que respalde sus salidas a los ruedos. Durante esta etapa no recibe remuneración y algunas veces le toca comprar los toros que va a “torear” y pagarle a la cuadrilla, picadores y banderilleros.

Así trascurren otro par de años mas, pero llega por fin el anhelado día de su alternativa y la obtención del grado de matador de toros.

En la alternativa un “torero” gradúa al novillero, entregándole la muleta y el estoque. Es una verdadera ceremonia, ademas que por primera vez se pone el traje de luces que es confeccionado con hilos de oro y lentejuelas y aproximadamente puede costar unos $15.000 dólares.

Si estuvo de buenas, han pasado unos 10 a 12 años. JODER!

Sin duda se necesita vocación. Solo después de 3 o 4 años de haber tomado la alternativa comienza a tener excedentes. Un torero reconocido hace entre cincuenta a cien corridas por lo menos cada temporada, si no le pasa nada obviamente.

Porque les cuento esto, porque de pronto durante una corrida brinca de la tribuna un “espontáneo” borracho generalmente con blue jeans y tennis rotos, se quita la ruana y le da tres “trapazos” al toro y muchos espectadores IGNORANTES salen diciendo que lo mejor de la corrida fue el “espontáneo”

Quiero hacer una analogía con los “espontáneos” de nuestras empresas. Esas personas “que brincan” de pronto y sin ningún conocimiento dicen tres “trapazos” y los “ignorantes” espectadores dicen que esa es la solución a los problemas.

Señores, ver los toros desde la barrera es fácil. Para torear se necesita PREPARACION pero sobre todo mucha VOCACION.